913 07 19 33     informacion@piscinas-lara.com     Portes Gratis a partir de 250€
913 07 19 33     informacion@piscinas-lara.com     Portes Gratis a partir de 250€
Close

¿Qué es el estabilizador de la piscina? 

¿Qué es el estabilizador de la piscina? 

El cloro, aquel producto maravilloso que nos ayuda a mantener el agua de nuestra piscina limpia y desinfectada. Es un elemento fundamental que, en muchas ocasiones, desaparece cuando las temperaturas son muy altas y hay una exposición a los rayos UV demasiado alta. El estabilizador juega un papel fundamental para evitar que esto ocurra y en este post te explicaremos cómo funciona.

¿Qué es el estabilizador?

El estabilizador, es decir, el ácido isocianúrico es un compuesto químico fundamental en el agua de nuestra piscina durante los meses más fuertes del verano. El cloro, que en muchas ocasiones pierde su efecto debido a una exposición a los rayos UV demasiado fuertes, puede ser protegido por el estabilizador para que sus efectos se mantengan. Según demuestran una gran cantidad de estudios, cuando los rayos del sol son fuertes pueden acabar con hasta el 90% del cloro existente de la piscina en solo dos horas. Si esto ocurre el cloro ya no hará su efecto y en el agua de la piscina crecerán una gran cantidad de microorganismos que pueden afectar la salud.

¿Cómo nos puede ayudar?

El estabilizador del cloro suele venir incorporado en la composición del cloro, sin embargo, es recomendable utilizarlo también aparte. Este producto puede venir tanto en formato líquido como granulado y podemos combinarlo con el cloro que viene en pastillas o en polvo. Este tipo de cloro (que incorpora el estabilizador) se hace llamar cloro estabilizado y es muy recomendable. La ventaja principal de utilizar el cloro estabilizado es que no tendremos que preocuparnos a la hora de echar ambos productos, ya que echaremos los dos en una sola vez.

Por lo tanto, este producto es muy práctico y nos ayudará a ahorrar tiempo a la hora de tener que echar ambos productos y medir la cantidad de cada uno. Al utilizar este cloro estabilizado, ahorraremos dinero, ya que reduciremos considerablemente la cantidad de cloro que echaremos a la piscina y este no perderá su efectividad. El agua de la piscina requiere de un 20 a 50 ppm de estabilizador.

En caso de que haya menos estabilizador, el cloro desaparecerá de tu piscina en poco tiempo y te arriesgarás de que la piscina sea un foco de bacterias. Si utilizamos una cantidad superior a 70 ppm por litro de agua, nuestra salud no correrá ningún riesgo, sin embargo, en este caso el cloro también dejará de funcionar de forma eficaz. Por lo tanto, si lo que quieres es que tu cloro permanezca eficaz por más tiempo, mantén el agua estabilizada.

¿Cómo detectar que nos hemos pasado de estabilizador en el agua la piscina?

Cuando utilizamos estabilizar para el agua de nuestra piscina, podemos equivocarnos, o abusar de él debido a la comodidad que supone utilizarlo. Como todos los productos para piscinas, es importante usar las cantidades adecuadas arriba indicadas. Existen varias señales que nos pueden indicar que nuestra agua de piscina se encuentra “sobre-estabilizada”:

  • Si haciendo un análisis de cloro, los valores que nos arrojan son los adecuados, o incluso altos, pero el agua está turbia o tiene un color verde
  • Cuando el potencial de desinfección tras un análisis es demasiado débil, pero nuestros valores de pH se encuentran equilibrados con tasas de cloro por encima de lo indicado.

Si se produce uno de estos dos casos y estás utilizando este producto, es importante que realices un análisis que mida el porcentaje de estabilizador en agua. De esta manera podremos verificar qué datos tenemos para poder actuar en consecuencia.

¿Cómo tratar el agua de piscina sobre-estabilizada?

Dado que el producto está presente en la totalidad del agua, lo que debemos hacer es rebajar sus valores. Para ello, lo que deberemos realizar es añadir agua nueva que no haya pasado por este tratamiento. Dado que lo habitual es tener nuestra piscina llena, no podremos añadir más agua simplemente, sino que deberemos sustituir parte de la existente.

Como recomendación para eliminar el exceso de estabilizador en el agua de piscina, deberemos cambiar de manera aproximada, una tercera parte de la misma por agua nueva. De esta manera, realizaremos una disolución que rebajará los valores del estabilizador.

Consejos para evitar el exceso de estabilizador en el agua de la piscina

Es importante hacer hincapié en que se deben utilizar productos de primera calidad. Lo barato puede salir caro y más si no disponemos de conocimientos avanzados en el mantenimiento de piscinas.

Como hemos advertido para solucionar el exceso de estabilizador, es posible cambiar un tercio del agua de la piscina con agua nueva. Este movimiento, también es muy recomendable realizarlo cada año. De forma que podamos reaprovechar la máxima cantidad posible de agua, aprovechando también el máximo posible de agua ya empleada. De esta manera, siempre estaremos preparados para la nueva temporada de baño. El uso de cobertores para piscinas, también ayuda a mantener el agua en mejores condiciones. Tanto en la época de baño como en la época en la que la piscina permanezca a la espera de que volvamos a utilizarla.

Si mantenemos el agua de nuestra piscina más de 3 años, con los respectivos mantenimientos que nos permitan asegurar la higiene pese al paso del tiempo, es importante realizar análisis y mediciones de todos los valores. Nos debemos asegurar que el agua sigue manteniendo calidad para poder seguir utilizándola. También de que los valores de estabilizador no están disparados, ya que en ese caso, no podremos hacer nada. Entonces será el momento de retirarla por completo y llenar de nuevo la piscina con agua nueva.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

× Contáctanos