El solarium en una piscina

Cuando las personas se empiezan a plantear la construcción de una piscina en su hogar es cada vez más común plantearse en construir también un espacio conjunto a la piscina para tomar el sol, descansar y relajarse. Tener una piscina es una algo que va casi implícito a tener un solárium. Por muy reducido que sea el espacio de tu hogar, un solarium donde poder relajarse y tomar algo fresquito en verano es necesario. Hoy te contamos todo lo que necesitas saber sobre la construcción de estos espacios.

El solarium es una palabra antigua que viene del latín y significa una terraza, un balcón o una azotea que sirve expresamente para tomar el sol. Aunque la palabra sea antigua, esta idea sigue siendo una tendencia en los jardines de casi todo el mundo que tiene una piscina. A la hora de construir un solárium en tu piscina lo primero que debes hacer es una pequeña reflexión sobre cómo piensas disfrutar tu piscina, los hábitos que tienes y el uso que le darás a ese espacio. Esta reflexión nos ayudará a diseñar los espacios conectados a la piscina para que las personas disfruten de ese espacio.

No es lo mismo una piscina con solárium para disfrutarla relajado y en familia, que utilizar esos espacios para montar fiesta. Esto te dará algunos indicios sobre como diseñar ese espacio para que se convierta en tu rincón de bienestar y diversión. Otro factor a tener en cuenta es el entorno. Es muy importante tener en cuenta los metros que tienes disponibles en tu jardín, cómo están distribuidos los elementos, las características del suelo y como está orientada la casa respecto al sol.

Tipos de Solarium para piscinas

Los soláriums pueden ser, como antes hemos dicho, de muchos tipos según los usos y los gustos. Podemos construir nuestro solárium con césped natural o artificial o revestimientos de madera o porcelánico. Incluso podemos integrar el solárium en la piscina imitando el estilo de una playa. No obstante, un solárium no está completo sin algún elemento de protección de los efectos nocivos del sol. Puedes instalar una pérgola, un toldo o simplemente sombrillas. Estos elementos también sirven para aportar un poco de privacidad en nuestro solárium.

Una de las tendencias de estos últimos años son los soláriums húmedos. Como antes hemos mencionado, el solárium húmedo es un espacio implementado en la piscina, como un escalón grande donde podemos tomar el sol mientras el agua nos toca un poco. Se trata de un espacio de la piscina con poca profundidad. Además de solárium sirve como un espacio para que los niños ase puedan bañar en máxima seguridad. Podemos tanto integrar el solárium al diseño de la piscina como adquirir este elemento por separado e instalarlo en la piscina.

La zona del solárium, como podemos ver, puede ser personalizada y diseñada a nuestro gusto, añadiendo plantas, pufs, tumbonas, hamacas, mesitas y todo lo que necesitemos para un confort máximo. Para dar un poco más de atractivo visual al solárium podemos incorporar a este espacio un espacio verde y natural, como una cascada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Contáctanos