Decoración de una piscina cubierta

La piscina es el elemento principal y la protagonista de tu casa. Si tienes una piscina, tienes un tesoro y si además tienes la suerte de que tu piscina sea cubierta, entonces tienes un espacio de relajación y wellness durante todo el año. Ideal para disfrutar en familia, con los amigos o pasar un rato asolas, disfrutando del bienestar que aporta el agua a la salud.

Crea un ambiente especial, que inspira

Hay muchos estilos por los cuales puedes optar y que se adapten a lo que te relaja e inspira, a tus gustos. El aspecto clásico es un estilo que relaja e invita a charlas tranquilas, a veladas relajadas que requieren de un toque natural y tradicional. Para conseguir un lugar tranquilo donde tumbarte y relajarte puedes incorporar algunas tumbonas de madera con algún tapizado que las haga más cómodas. Además, podemos colocar algunas alfombras mullidas, velas, farolillos y cojines para aportar más comodidad. Así conseguirás un espacio de bienestar y confort.

Chillout, entre amigos

Si eres de los que les gusta disfrutar de la piscina rodeado de amigos, una cubierta de piscina con estilo chillout es justo el estilo que se ajusta a tu personalidad. Para conseguir este estilo necesitarás darle un toque informal al entorno, mediante unos puffs, o unas tumbonas muy grandes para relajarte los días agotadores. No olvides poner algo de iluminación, ya que esta es una parte esencial a la hora de conseguir ambientes. Pon velas, guirnaldas de luces y algo de música para ambientar.

Ambientes para los pequeños

Los niños pequeños también necesitan divertirse, pasarlo bien y tener un rinconcito en la piscina cubierta. Podemos agregar en su espacio algunas mesitas y estanterías donde guardar juguetes y escoger estos muebles de colores vivos. Podemos además incorporar una alfombra y unos cojines para que los niños puedan sentarse y jugar. Otro plus a la decoración es incorporar alguna tira de leds de colores,

El exterior también es importante

Alrededor de la piscina cubierta también podemos añadir elementos decorativos. No hay mejor decoración para el exterior de la casa que los elementos naturales. Podemos colocar palmeras y plantas de hojas anchas para dar ese toque playero a la piscina, pero también elementos decorativos de esparto (alfombras, taburetes, manteles, etc.). También puedes colocar algunas rocas de forma que consigamos algo de volumen en el jardín. Además, conseguiremos que la piscina no se vea tan vacía y simple, sino como un espacio rodeado de belleza y naturaleza.

Para fiestas y celebraciones

La piscina es el lugar perfecto para celebrar cualquier evento o fiesta durante el año. Si cuidamos los detalles y decoramos este lugar estratégicamente conseguiremos un espacio en el que cualquiera quisiera estar. Si destinaremos este espacio para comer con los amigos o la familia podemos colocar mesas altas en las que colocar algún picoteo. Una idea estupenda para fiestas y celebraciones es ambientar la piscina con luces que brillen dentro del agua. De esta forma crearemos un ambiente de noche que no dejará indiferente a nadie.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Contáctanos