Para seguimiento de su pedido por favor enviar un mail a pedidos@piscinas-lara.com | El envío a Península tarda un mínimo de 5 a 7 días hábiles. Descartar

Cómo mantener las avispas y abejas alejadas de tu piscina

Un chapuzón en tu piscina será a menudo una excelente manera de pasar los calurosos días de verano, pero nada puede arruinar este gran momento tan rápido como la picadura de una avispa o abeja.

Las abejas y avispas son plagas frecuentes en multitud de piscinas, y por una buena razón. Básicamente, has creado un gigantesco abrevadero que creen poder disfrutar tanto como deseen. Y si bien puedes verte tentado a destruir cualquier abeja o avispa que invada tu santuario de natación, recuerda que, en el fondo, son inocentes.

Y además, aunque no lo parezca, en realidad probablemente estén haciéndote un favor. Las avispas comen insectos como moscas, pulgas y ciempiés. Son una de las soluciones integradas de control de plagas con la que la naturaleza nos ha obsequiado. Así que antes de empezar a matar avispas como loco, deberías valorar otras alternativas.

Entonces, ¿cuál es el plan? No te preocupes, hay muchas formas de mantener alejadas a las avispas y abejas de tu piscina para que puedas disfrutar de un agradable baño sin ningún aguijón cerca que pueda molestarte.

 

Despliega nidos de avispas como señuelo

 

Afortunadamente, las avispas son muy territoriales y no desean vivir cerca de otras avispas. Puedes comprar nidos de avispas falsos y colgarlos en la zona de la piscina poco antes de que comience de nuevo la temporada de baño, antes de que comiencen ellas a construir esos nidos y sea demasiado tarde.

 

Un poco de carne cruda puede funcionar

 

Las avispas adoran la carne cruda. Puedes colgar un poco de carne barata en un área alejada de tu piscina, que alejará a las avispas durante un buen rato mientras tú disfrutas de tu día de barbacoa y piscina con familiares y amigos sin preocuparte de peligrosos aguijones. Eso sí, tampoco tengas la tentación de colocar un filete entero, debería funcionar con un pequeño trozo. Son avispas al fin y al cabo, no una jauría de perros hambrientos.

 

Las hojas de secadora tienen muchos más usos de los que crees

 

¿Quién se imaginaría que las hojas que utilizas para refrescar tu ropa con tu olor favorito después de echarlas a la secadora también pueden ayudarnos con nuestro problema con las avispas y abejas?

Si bien pueden ser la salvación para nuestra colada diaria, las abejas las odian. Organízalas alrededor de tu piscina en canastas decorativas, por ejemplo, y verás como no se acercarán demasiado. No te olvides de cambiarlas periódicamente, ya que con el tiempo perderán su efectividad.

 

Si todo lo demás falla…

 

…es hora de contactar con un profesional. Las abejas y avispas no tienen culpa de nada en realidad, simplemente tienen sed o calor y tú has colocado ahí un vaso de agua de tamaño gigantesco. Pero si el problema es cada vez más grave y estás empezando a desesperarte, te recomendamos que contactes con un apicultor o un experto en control de plagas para que se encargue de solucionar el problema.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *