Para seguimiento de su pedido por favor enviar un mail a pedidos@piscinas-lara.com | El envío a Península tarda un mínimo de 5 a 7 días hábiles. Descartar

Respondiendo tus preguntas sobre la alcalinidad

Mientras realizas la prueba final de la piscina antes del cierre de la temporada de verano, debes realizar una medición de alcalinidad junto con todo lo demás. La alcalinidad es un término que no se usa con frecuencia cuando la gente habla de piscinas. Como consecuencia, mucha gente aún no sabe lo que significa.

Solo se aseguran de que los colores coincidan en la prueba de agua de su piscina y hacen lo que dicen las cajas cuando el resultado no es correcto. ¡Pero siempre debes controlar todo en tu piscina y su agua! Así que hoy en Piscinas Lara respondemos vuestras preguntas sobre alcalinidad para evitar males mayores.

 

¿Qué es la alcalinidad?

 

La alcalinidad es la medida de la probabilidad de que cambie el pH del agua de tu piscina. Hay dos términos distintos relacionados con la alcalinidad: alcalinidad total y alcalinidad de carbonato. La alcalinidad del carbonato generalmente no se necesita medir, pero es esencialmente la parte de la alcalinidad total que se debe a los carbonatos. Cuando se combinan niveles extremos de alcalinidad de carbonato y un pH extremadamente bajo o alto, puede tener graves efectos negativos en tu piscina hasta el punto de volver tóxica el agua.

 

¿Qué significa tener alta o baja alcalinidad?

 

Simplemente significa que el nivel de pH del agua está sujeto a cambios. Así que si este es tu caso necesitas vigilar el pH, porque define cuán ácida es tu piscina. La alta alcalinidad de carbonatos combinada con un pH alto puede incluso disolver los revestimientos de las piscinas.

Así que no es difícil imaginar que el nivel incorrecto de productos químicos en tu piscina causará daños significativos a tu cuerpo o el de tu familia si no tienes la alcalinidad en cuenta. Por eso siempre es importante hacer pruebas de la alcalinidad del agua, los kits de prueba de agua comunes generalmente te dirán qué hacer si los químicos de tu piscina no están equilibrados, pero no suelen entrar en la alcalinidad.

 

¿Necesito agregar más productos químicos?

 

La alcalinidad total debe mantenerse a 80-120 ppm. Para aumentar la baja alcalinidad y estabilizar el pH, use bicarbonato de sodio durante un período de tiempo hasta que los niveles se estabilicen.

Para reducir la alta alcalinidad, puedes usar un reductor de pH o ácido muriático hasta que los niveles de alcalinidad vuelvan a ser normales. El monitoreo de la alcalinidad en el agua es una parte importante del mantenimiento de cualquier piscina.

Los niveles alcalinos desequilibrados y el pH pueden disminuir la esperanza de vida de tu piscina y provocar problemas costosos en el futuro (te sorprendería quitar el cobertor en primavera el año que viene y darte cuenta de que el agua se ha comido todo el revestimiento de tu piscina, ¿a que sí?). ¡Así que no omitas este importante paso de mantenimiento!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *