Diseño de jardines que rodean la piscina

El jardín que rodea tu piscina ofrece un área de descanso del sol y del agua muy relajante que puede darte muy buenos momentos. Tienes a tu disposición un sinfín de posibilidades y de tiempo si tienes una piscina y quieres prepararlo para el verano. Si tu piscina es elegante o tiene su belleza arquitectónica no puede faltar un buen jardín ya que esto le dará un valor añadido a tu casa. Hoy te daremos algunos consejos útiles para crear ese espacio de relajación y de privacidad.

Hay muchas opciones a la hora de diseñar la zona de relajación de la piscina: tanto para los materiales, como para los extras, la iluminación, etc. Todos estos elementos se deben emplear en la seguridad y la comodidad de la familia, pero el presupuesto también es importante y será decisivo en la elección de los elementos decorativos de nuestro jardín. La forma de la piscina y su tamaño depende del espacio del que disponemos y lo mismo ocurre con el jardín. La mayoría de las piscinas son rectangulares, pero las podemos encontrar también redondas, cuadradas o en forma de L. A estas formas deberemos adaptar el jardín.

Los materiales del diseño para piscinas

Los materiales que utilizaremos para los caminos, los parios, las zonas que rodean la piscina deberán combinar adecuadamente con el entorno, pero sobretodo hay que escoger materiales que conviertan las superficies de alrededor en antideslizantes para que cuando se moje el suelo no resulte peligroso. El material más frecuente que vemos en los remates de las piscinas es la piedra artificial ya que debido a su dureza, es un material que resiste muy bien a la humedad y dura mucho. Puedes utilizar este material adaptándolo a las formas de la piscina rodeándola y diseñando el suelo a juego.

Para la coronación de piscina o la piedra artificial es una buena idea utilizar plantas, arbustos, flores para que esa textura y color del material no resulte tan agresivo y duro. Otros recursos a los que puedes recurrir es a los ornamentos acuáticos como las cascadas o las fuentes, rocas y cantos rodados para darle un toque natural a la piscina, pasos y entradas que den un toque interesante a la piscina y proporcione una seguridad a las zonas transitadas. Otra técnica decorativa que puedes utilizar es la iluminación subacuática. Así tendrás una piscina que se puede disfrutar a cualquier hora y en cualquier momento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *