Para seguimiento de su pedido por favor enviar un mail a pedidos@piscinas-lara.com | El envío a Península tarda un mínimo de 5 a 7 días hábiles. Descartar

Consejos para mantener tu piscina caliente este otoño

Aunque el verano aún no ha terminado, septiembre está casi aquí. Y con él, comenzará también el cierre de la mayoría de piscinas públicas y de aquellas que se encuentran en el interior de la mayoría de comunidades de vecinos. Esto es así porque a partir de la segunda quincena de septiembre empieza a remitir el calor, y el agua de la piscina cada vez se pondrá más fría.

No obstante, los avances tecnológicos que han ido surgiendo en el sector de las piscinas nos ofrecen cada vez más posibilidades de mantener abiertas nuestras piscinas durante la mayor parte de otoño. Hoy en Piscinas Lara, nuestros expertos tienen el objetivo de enseñarte cuáles son.

 

Con bombas de calor

 

Las bombas de calor son una excelente solución para mantener caliente la piscina incluso después de que termine el verano. Pueden calentar el agua durante el día y mantenerlo cuando el agua esté lo suficientemente caliente a lo largo de la noche, pero deberías asegurarte de que puedes asumir este gasto (ya que mantener activada la bomba de calor  durante todo el mes puede elevar tus facturas hasta límites desconocidos).

Si aún así deseas hacerte con una bomba de calor, busca los modelos más eficientes energéticamente para mantener lo más bajas posible las facturas de energía. La eficiencia energética es una característica que elevará un poco el coste de la bomba, pero a largo plazo te ahorrará muchísimo dinero.

 

Con cobertores solares

 

Otra alternativa mucho más económica es comprar un cobertor solar. Aunque se parecen a las cubiertas de piscinas convencionales, al contrario que éstas también ayudarán a mantener el agua de la piscina mucho más caliente (pero por razones evidentes, sólo si le da el sol).

La razón es que estos cobertores especiales dejan pasar totalmente los rayos del sol a través de su superficie, de modo que durante el día capturarán todo ese calor y con el aislamiento lo mantendrán en su lugar hasta después del anochecer. Esto también ayuda a no perder agua en tu piscina debido a la evaporación.

Los cobertores solares son perfectos para aquellas familias, parejas o personas que desean seguir disfrutando de un agradable baño después del trabajo durante el otoño. También, por supuesto, si aunque no dispones de tiempo entresemana sí te gustaría aprovechar el sábado o el domingo para darte un baño aprovechando el calor que ha acumulado el agua a lo largo de toda la semana.

 

Con cubiertas solares líquidas

 

La última de las alternativas que te ofrecemos es también la más innovadora en el sector de las piscinas en lo que al calentamiento del agua respecta. Las cubiertas solares líquidas se echan sobre el agua de la piscina y crean una especie de película en la parte superior del agua que contribuirá a retener el calor de la misma forma que lo haría un cobertor solar convencional, con la ventaja de que sigue funcionando como una cubierta solar incluso cuando desees utilizar tu piscina.

Eso sí, después de usarla necesitarás renovar el cobertor líquido. Pero ciertamente es una solución fantástica para evitar tener que retirar y volver a colocar el cobertor solar cada vez que quieras usar la piscina durante el otoño.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *