Como instalar un cobertor para invernaje

Durante la temporada de invierno, la mayoría de las personas que tienen una piscina en casa piensan que la exhaustiva tarea de mantener la piscina, sin embargo, esto es un error, ya que todo el mantenimiento que no realizamos durante el invierno, será u trabajo extra a la hora de limpiar la piscina y dejarla lista para bañarnos.

Una de las formas más sencillas para mantener la piscina limpia sin demasiado esfuerzo, es instalar un cobertor de piscina para que las impurezas y microorganismos no provoquen la formación de algas y bacterias. No obstante, no hay que olvidar los productos de invernaje, como hemos comentado en otros posts. Lo primero que debemos hacer antes de instalar el cobertor es medirlo para que quede ajustado a las medidas de la piscina. Para tomar en cuenta las medidas hay que añadir unos 25 centímetros más a cada lado de la piscina, para crear las solapas. Es bueno cubrir toda el agua, sin embargo, es muy importante dejar un sobrante para poder atar la lona.

Consejos para la instalación de cobertores de invernaje

Sin embargo, la medida de las solapas dependerá mucho del tamaño del borde de la piscina. Lo ideal es cubrir el borde de la piscina con la lona hasta la mitad. En caso de necesitar simplemente un cobertor de verano, las medidas que importarán son las de la zona de agua de la piscina, es decir, de pared a pared, en la parte interior. Para instalar el cobertor de verano lo único que debemos hacer es simplemente colocar la lona con la burbuja por la parte de debajo. Para echar cloro a la piscina podemos quitar el cobertor y dejar la piscina descubierta por unas 48 horas. También hay que tener cuidado y no nadar debajo de la lona o caminar por encima de la misma.

Para colocar el cobertor de invierno hay que disponer de un taco con tornillo y una goma. En primer lugar, debemos colocar la lona para ver donde taladraremos el suelo. Después debemos taladrar los agujeros alrededor de la piscina donde colocaremos cada taco. Después introducimos los tacos sin el tornillo. Tras introducir los tacos, introducimos también los tornillos con las gomas. En caso de que la piscina tenga forman de L (algo más habitual de lo que paredes) es recomendable utilizar dos o varios cobertores más pequeños. De esta forma no desperdiciaremos material y además saldrá más económico.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× Contáctanos